21 noviembre 2007

Colombia 2 - Argentina 1 (Nada que defender)

Coco, yo no soy Román Iutch. Ni soy contra tuyo. Desde aquel día en que decidiste jugar con cinco arriba, como era antes, con Redondo, Maradona, Balbo, Caniggia, Batistuta y más y más, es que empecé la campaña Coco técnico vitalicio de la Selección.


Entonces, presentada la credencial de no-contra-tuyo y sin intereses más que los que cualquier hincha pone en juego cuando juega su equipo, más, cuando se presenta con ese aire épico que rodea al seleccionado de un país, digo:


Podrá hablarse del técnico colombiano, que manijeó toda la semana, que el árbitro se dejó influir, que Tévez se hizo echar, que la altura y el cansancio, que el Pato está viejo, que el árbitro de nuevo, pero, Coco, Coquita, Coca loca, no estás más en Boca, la Selección tiene otro orgullo, otro estilo, otra responsabilidad. NO se puede ir a jugar con Colombia con tres cincos en la cancha, casi cuatro. ¿A qué le teníamos miedo?

Ese equipo colombiano se queda en la cancha un rato después del partido y el banco de suplentes, el mueble, el asiento, el objeto, con el calorcito nomás de esos culitos cracks, le mete tres. Coca, dejate de joder, Cambiasso está jugando de Olarticoechea. ¿Para qué? Así jugamos con dos delanteros solos, ¿qué somos, Venezuela?

Por más que hoy se hable del error defensivo -que para mi no existió-, de la parcialidad del árbitro o del juez de línea, el equipo lo armás vos, Coco, si me decís "escondamos un poco las cartas", está bien, miro la Selección recién en el campeonato mundial; si me decís "con Bilos me salía bien", está bien, pero Cambiasso no tiene desborde, tiralo a él solo de cinco y poné a Montenegro de ocho y a otro delantero o a Aimar, Agüero, D'Alessandro o cualquiera por la izquierda. O, con dos cinco, ponele Mascherano y Cambiasso o Gago, y un nueve nueve, o un wing, o un diez que además de sostenerle la pared a Messi y a Riquelme, pueda explotar. Como cualquiera de los nombrados.


Fijate que a Tévez lo echan porque lo van a buscar. Y lo van a buscar porque está solo, no hay una jugada que atender, no está en el ojo de la jugada, son los caramelitos del asedio del defensor, todo defensor sabe que mientras la jugada está lejos hay que tratar de no enfriarse puteando, pateando y escupiendo al delantero rival, o hablándolo, pero cuando la jugada está cerca hay que concentrarse.


Para mí, Coca, lo que logró el técnico colombiano, Luis Pinto, no fue influir sólo en los árbitros... Coca, el último que se mandó una cagada así fue Pekerman contra Alemania, cuando lo saca a Riquelme, y así nos fue. Hay que ir para adelante SIEMPRE, Coca, porque si perdés con la tuya le podés decir a los mercenarios que son contra tuyo, pero si perdés con el libro de ellos, no. Después, el equipo está bien, la defensa está bien, el Pato no llega, hay delanteros para tirar para arriba, todos quieren jugar y así.

1 comentario:

Luis Carlos dijo...

ALGUIEN SABE DONDE PUEDO CONSEGUIR FERNET EN COLOMBIA? EN LA CIUDAD DE MEDELLIN? PORFAVOR ESTOY EN COLOMBIA Y NECESITO FERNET URGENTEEEEEEE!!! mi msn es lchgmabc@hotmail.com! gracias!1