14 noviembre 2007

Mamita

Iba a postear lo que me pareció que entraba dentro de los emprendimientos que El Club del Fernet celebra, pero como no conseguí todas las fotos me pareció que no iba a ser más que un comentario que iba a estar en todos lados.


Pero nunca falta el gorila que da la nota y ahora me dan ganas de comentar lo de las madres de un pueblo de Salamanca, en España, que hiceron un almanaque con fotos eróticas para juntar fondos para construir un local para que jueguen los chicos del pueblo.







Cierta vez, cuando el gorila, "colaborador" y boquense Oscar Magdalena dirigía el diario La Razón, demoró la salida de la quinta, ¡printer de Información General en mano!, porque no le gustaba cierta nota que aludía a un aniversario de la muñeca Barbie, en la que, al pasar, se mencionaban ciertas críticas a, por ejemplo, el cánon de belleza de la muñeca o a -lo que más le molestó a Magdalena- la decisión de la empresa de sacar una Barbie temática cuyo modelo llevaba el simpático nombre de "Barbie Tormenta del desierto" -Lo que le molestó fue la crítica no la decición de lanzar la muñeca-.






Magdalena dijo, sin mirar al cronista, fijo en la frente del editor, "¿Es necesario esto?".








Lo mismo me gustaría preguntarle ahora, no a él que ahora está un poco más muerto que en ese enctonces, sino a la gente con el virus gorila que el gato supo engendrar: ¿Es necesario esto?






Más allá de los estúpidos de siempre, es cierto que cada uno se rasca donde le pica, porque así como a los de La Razón les dió por el lado de su condición de cornudos, yo me estaba preguntando qué pasaría en otro pueblo con las mismas coordenadas: 400 habitantes de los cuales siete mujeres se desnudaron para el almanaque. Es decir, todo el año vas a ver a las siete vecinas desnudas en la puerta de la cocina. Una locura, en mi barrio no podrían vivir tranquilas.


7 es el 1,7 % de esa población de 400 habitantes. Eso es como si acá, algunas personas más del total de la gente que votó a Sobisch o a López Murphy, estuviera identificada en un calendario y en pelotas. A Dios gracias, estas señoras son mucho mejores que los votantes de Sobisch, López Murphy y los editores de La Razón.


A propósito, sabés cuánto van a tener que trabajar los de la Barbie para que esa muñequita insulza provoque algo cercano a lo de estas señoras. Me vuelvo loco, ni siquiera la Barbie inflable, tamaño natural.

4 comentarios:

Peralta dijo...

Yo no sé si son las mismas, pero de las que pusiste acá, las parto a todas. Y a la segunda, la gorda, me la morfo con tortas y todo

Ramona dijo...

Ulises: Esto no tiene nada que ver con su nota, pero nos parecio interesante dejarle una direccion de un nuevo periodista que le va a sorprender. www.spiderman-u.blogspot.com

Ramona dijo...

Ulises: Esto no tiene nada que ver con su nota, pero nos parecio interesante dejarle una direccion de un nuevo periodista que le va a sorprender. www.spiderman-u.blogspot.com

Anónimo dijo...

Oscar Magdalena no debe estar tan muerto si te acordás de él por una anécdota lejana sobre un tema tan trivial. ¿Estás seguro que fue el quien engendró lo "gorila" dentro del diario? ¿Por qué no te informás un poquito sobre quién fue el dueño de La Razón y qué pasó con Oscar Magdalena?